Cómo cambiar un neumático paso a paso

Compartir en Facebook
Share on Facebook
Facebook

¿Has tenido que reemplazar una rueda? Aprende a continuación cómo cambiar un neumático paso a paso para que enfrentes eventualidades, como un pinchazo, con éxito.

La planificación de cualquier tipo de viaje requiere de evaluar la ocurrencia de ciertos sucesos que te pueden ocurrir en la carretera. Si bien, conducir un vehículo es una experiencia satisfactoria, existen algunas complicaciones que pueden presentarse, siendo una de ellas el pinchazo de tu rueda. ¿Qué hacer en ese momento? A continuación, aprenderás cómo cambiar un neumático paso a paso:

Herramientas para cambiar una rueda

Lo primero es lo primero: para saber cómo cambiar un neumático es necesario que cuentes con un pack básico de herramientas para realizar el procedimiento con éxito. Lo recomendable, es que siempre las lleves contigo en el maletero para así conducir con precaución. ¿Cuáles son? Pon atención a la siguiente lista:

  • Chaleco reflectante.
  • Rueda de repuesto.
  • Llave inglesa, llave Alen o llave cruz, según el tipo de neumático.
  • Gata hidráulica o mecánica.

Procedimiento para cambiar un neumático

Luego de que te asegures de contar con los utensilios adecuados, es necesario poner manos a la obra. 

Si el pinchazo ocurrió en plena carretera, es indispensable por tu propia seguridad que te coloques el chaleco reflectante obligatorio. De esta manera, serás visible para otros conductores y reducirás considerablemente el riesgo de sufrir un accidente vehicular. Por otro lado, debes estacionar en un lugar seguro y sin desniveles. 

Ahora que te encuentras protegido comienza la acción. Sigue los siguientes 8 pasos:

1. Introduce la gata debajo del vehículo haciendo tope con la carrocería. Generalmente, el punto exacto donde debe ir está marcado en el manual de tu auto, por lo que no te olvides de revisarlo.

2. Conecta la palanca a la gata y súbela hasta dejar un espacio que te permita colocar la rueda de repuesto que posee un mayor volumen.

3. Luego, retira la cubierta de tu neumático –que va a presión- y afloja las tuercas con la ayuda de la llave en dirección contraria a las manecillas del reloj.

4. Una vez que hayas aflojado todos los tornillos, retíralos junto con la rueda averiada.

5. Instala la de repuesto. Se debe poner alineada con el eje de rodamiento y los orificios destinados a las tuercas.

6. Coloca las tuercas y apriétalas ligeramente una por una.

7. Baja tu vehículo con la ayuda de la gata y la palanca.

8. Para finalizar, termina de apretar las tuercas hasta asegurarte de que no queden sueltas.

¡Listo! Aunque a priori, saber cómo cambiar un neumático pinchado puede resultarte complejo, la verdad es que es un procedimiento sencillo si tienes las herramientas para reemplazar una rueda y sigues las indicaciones. Como consejo adicional, utilizar un par de guantes puede proteger tus manos mientras solucionas el problema.

Ahora bien, para que te quede más claro, puedes revisar el siguiente video que te muestra de forma gráfica y sencilla lo que debes hacer:

Cómo cambiar un neumático (Conductores Bellavista)

Señales que indican un cambio de rueda

Una de las principales razones para ejecutar un procedimiento para cambiar una rueda es el pinchazo de esta, pero no es la única causa. Debes estar atento a las siguientes anomalías:

  • Se encuentran dañados: los neumáticos que presentan cortes, perforaciones o deformaciones representan un peligro para tu conducción. Por eso, tienes que reemplazarlos lo antes posible.
  • Desgaste: de acuerdo a la Comisión Nacional de Seguridad del Tránsito (Conaset), para que las ruedas tengan un óptimo agarre es aconsejable que los dibujos o surcos de sus bandas tengan una profundidad de 3mm, siendo la profundidad mínima permitida por ley de 1,6 mm. Revisa su estado de forma periódica.
  • Vibración al volante: si estás manejando y tu manubrio vibra puede que se deba a que una de las ruedas o más presenten un desgaste o se encuentren dañadas. Comprueba su condición.

Conocer cómo cambiar un neumático paso a paso, es una habilidad básica que todo conductor debe tener debido a que las eventualidades pueden ocurrirle a cualquiera. Ahora que ya la posees, disfruta del placer de un manejo que solo un conductor precavido y preparado puede disfrutar.

Loading...